Dónde hacer un picnic en verano

En el parque, en el bosque o a la orilla del lago, cada rincón tiene su encanto.

Compartir la nota

 

Por Verónica Gurisatti

Cuando llega el buen tiempo y los días se van alargando, no hay nada mejor que estar al aire libre y disfrutar de un día de campo con los pies sobre el pasto, cosas ricas para comer y beber, mucho verde, cielo para mirar, buena compañía y tiempo para charlar. Lo mejor es que no se necesita de mucha planificación ni de gran infraestructura para hacerlo y si además llevamos manteles a cuadros y canastas de mimbre, podemos convertir un almuerzo o merienda cualquiera en una experiencia totalmente diferente. Aquí, cinco buenos lugares para hacer un picnic en verano.

Bosques de Palermo
Buenos Aires tiene muchas plazas como el Parque Las Heras o la Plaza Alemania y otras tantas en otros barrios pero El Rosedal, en los bosques de Palermo, es el lugar ideal para pasar la tarde bajo sus frondosos árboles y sus más de 12.000 rosales. Tiene más de 80 hectáreas, dos lagos artificiales que se pueden recorrer en botes o biciscafos, bicisendas para patinar, correr o caminar y canchas de jockey y de voley. Además, está muy cerca del Planetario que también tiene muchos rincones verdes y una generosa arboleda con sombra.

Reserva Costanera Sur
Otra opción es el Parque de la Reserva Ecológica Costanera Sur, con 350 hectáreas y características únicas dentro de la ciudad: los senderos entre la vegetación abundante, la fauna y las aves típicas de las lagunas pampeanas invitan a un paseo diferente. La cortadera es la especie vegetal más abundante y el pastizal de cortaderas ocupa grandes superficies que en la época de floración se cubren de plumerillos color blanco violáceo y se mueven con el viento. Lo mejor es buscar un lugar a la sombra de un sauce o un ceibo frente al río.

Delta del Tigre
Ubicado al noreste de la provincia de Buenos Aires es uno de los lugares más lindos del mundo: miles de islas, islotes y riachos, donde se pueden hacer diversas actividades como pesca, náutica o turismo aventura o disfrutar de un picnic informal a la orilla de los ríos Reconquista, Tigre o Luján. Desde el puerto fluvial se accede a los ríos, canales y arroyos del delta, formado por más de 500 cursos de agua que se internan en un lugar paradisíaco, por medio de lanchas de pasajeros y catamaranes, sin olvidar el pintoresco Puerto de frutos.

San Rafael
Mendoza es el destino perfecto para los amantes del deporte, en especial de aventura y de montaña, y la tradicional fiesta de la vendimia, sus bodegas, espacios verdes, paseos históricos y gran variedad de restaurantes son otros de los atractivos que ofrece. En el departamento de San Rafael, el Río Atuel muestra las bellezas del sur de esta provincia e invita a hacer un picnic junto a la gran vegetación y frente al río cristalino de Valle Grande, donde también se puede hacer rafting, kayak, cabalgatas, trekking, escaladas, pesca, parapente y tirolesa.

Villa La Angostura
En el sur de la provincia de Neuquén y en el corazón de los lagos del Parque Nacional Nahuel Huapi, se encuentra esta villa de montaña donde está la entrada al Parque de Arrayanes (único bosque puro de esta especie en el mundo), un lugar ideal para disfrutar de la tranquilidad y emprender algunos trayectos como navegar a vela por el Nahuel Huapi, recorrer el lago Correntoso, llegar a cascadas y arroyos e improvisar un picnic al costado del camino rodeados de hermosas flores, árboles añosos y variada vegetación.