¿Carménère en Argentina?

Si y es excelente. La cepa emblemática de la vitivinicultura chilena esta presente en suelo argentino y este mes llega a nuestra Selección Exclusiva.

Compartir la nota

Durante la década de 1990 los países del nuevo mundo llamaron la atención de los consumidores globales. Un de las estrategias de estos países fue tomar una varietal y convertirlo en su diferencial. Así cada uno se enfocó en la cepa más cultivada en el país o bien en aquella que ya era la favorita en el mercado local.

 

Así como Argentina lo hizo con el Malbec, Australia se enfocó en su Shiraz, Nueva Zelanda el Sauvignon Blanc, Uruguay el Tannat y Chile el Carménère.

 

Poco conocidas en Europa o casi extinguidas en algunos casos, todas estas cepas contaban con una historial muy noble.

 

La cepa que hoy nos ocupa, Carménère, es originaria de Bordeaux dónde se la conocía como Grande Vidure y de la que aun quedan unas pocas hectáreas. Su origen más remoto se vincula a la familia del Cabernet Sauvignon y su desaparición, al igual que sucedió con el Malbec, se inició a partir del brote de filoxera de fines del siglo XIX y el éxito comercial del Cabernet Sauvignon y del Merlot.

 

Actualmente en Chile hay unas 9000 hectáreas cultivadas con Carménère aunque la cepa emblema del país trasandino es el Cabernet Sauvignon. Lo más curioso de este varietal es que si bien llego a Sudamérica a mediado del siglo XIX y se propagó de manera extraordinaria por toda la geografía vitivinícola chilena fue recién en 1991 que se la identificó como tal, hasta entonces se la confundía con Merlot.

 

Textual-Innovación-Carmenere-2019
Textual Innovación Extrema Carmenere 2019

 

En cuanto al perfil de sus vinos se caracterizan por sus aromas frutales que recuerdan a las cerezas, moras y arándanos aunque su sello distintivo es el carácter piracínico con notas de pimienta verde y albaca fresca. En cuanto al paladar se ubica entre un Merlot y un Cabernet Sauvignon, es decir, tiene buen cuerpo y estructura con acidez media.

 

En Argentina no es una cepa extendida y solo bodega San Julia comercializa actualmente un varietal 100% de Carménère que nació de su línea Innovación y evolución hasta convertirse en Textual Innovación Extrema Carménère, vino que forma parte de nuestra Selección Exclusiva de Mayo.

Nancy Johnson, Embajadora de la marca Santa Julia, nos explica, “Bodega Santa Julia tiene una larga historia en la investigación de cepas no tradicionales. Somos pioneros en la introducción de cepas como Tempranillo, Bonarda, Viognier,  Caladoc, Albariño y Teroldego, entre otras. Actualmente, la bodega cuenta con una sala experimental en la que se desarrollan 35 variedades de vinos y más de 30 hectáreas están destinadas al cultivo de estas variedades experimentales. Carménère es una de las elegidas para la línea Textual que representa nuestro fiel compromiso con la innovación”.

Para este caso, las uvas provienen de Maipú, Mendoza, y el vino resulta de color violeta profundo y brillante con buena carga frutal y especiada con hierbas frescas y trazos de flores secas. Especias dulces y ahumado leve. Al paladar es envolvente con textura fina, buen jugo y expresión frutal. Tanino redondo y final prolongado.